Liberando a los niños de la pobreza en el nombre de jesús

¿Qué significa vivir en pobreza?, ¿puedo derribar a un gigante como este?, ¿cómo lo hago?

Estas preguntas hacen eco en nosotros desde la visita de Alba Castro, la coordinadora de Compassion en Madrid, que visitó nuestras oficinas la semana pasada para actualizarnos sobre la labor que han venido realizando durante la pandemia y recordarnos, ahora más que nunca, la importancia de extender nuestro amor hacia nuestro prójimo más vulnerable, los niños. 

La pobreza no es solamente la falta de recursos económicos, de alimento, de trabajo o de un techo bajo el que vivir. Pobreza es un término complejo que va más allá del salario de una persona o de sus pertenencias, afecta en lo más profundo de su identidad, agrava su vulnerabilidad frente a la violencia, la discriminación, la explotación y el rechazo. 

Honduras: el centro Compassion me protegió | Compassion España

La pobreza es una realidad que afecta a 736 millones de personas, lo que es igual a toda la población de Europa, de los cuales, 368 millones son niños. 

Compassion, junto con las iglesias locales de 25 países de América Latina, África y Asia, trabajan para cubrir las necesidades de los niños inscritos en sus centros, desde la más básica, ofreciendo alimentación, atención sanitaria, educación y apoyo social y espiritual, hasta las necesidades más específicas como la creación de pozos de agua, construcción de viviendas, creación de programas de protección de la infancia frente a la MGF (mutilación genital femenina), matrimonio infantil, explotación sexual y laboral, entre otros muchos. 

Realizando esta labor fomentan el buen desarrollo del niño y de su comunidad a largo plazo, rompiendo la cadena generacional de la pobreza, mientras se les predica del amor de Jesús a través de la palabra y de la acción.  

«Hoy tengo muchas más posibilidades», dice Eyerus, una chica de 16 años«Trabajo duro para hacer realidad mis sueños. Estoy asistiendo a un curso de sastrería en el centro de Compassion para poder trabajar y ayudar a mi madre. Me siento muy privilegiada de recibir esta formación». – Eyerus acude a uno de los centros Compassion de Etiopía.

En España, Compassion colabora ya con más de 400 iglesias evangélicas compartiendo su misión domingo tras domingo, animando a sus miembros a ser parte de la solución, combatiendo la pobreza niño a niño, rescatando su vida y su futuro a través del apadrinamiento.

Si quieres sumarte a la misión de amor, restauración y salvación de los niños en extrema vulnerabilidad que inició Jesús, puedes ponerte en contacto con ellos a través del tlf 686 32 95 26 o en el siguiente enlace:

https://www.compassion.es/

Redacción: CEM /Fuente: Compassion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.